Productos

Líneas y Servicios

Marcas

Nuestros Representados

Aplicaciones

Sectores de la industria

Información en construcción

Soluciones Confiables

Sistemas y equipos para el manejo, control, dosificación y agitación de fluidos

Noticias del Sector

Con la mira puesta en fomentar la producción de derivados del henequén, una de las fibras naturales más comercializadas en el mundo, Cuba lleva adelante un programa que prevé la siembra anual de hasta 400 hectáreas, destacan los medios periodísticos de la isla.

"Lo primero es rescatar la tecnología del henequén, estamos en la fase del fomento del cultivo, pero organizado para poder definir los campos de posturas y una campaña de vivero", declaró Enrique Almeida, director de la recién creada Empresa Nacional de Fibras Naturales.

El experto insistió en la entrevista publicada por el órgano oficial de la provincia de Matanzas, Girón, en asegurar la supervivencia del henequén y lograr no menos de 3.333 plantas por hectárea, "ya que se espera cinco años para el primer corte".
Según la fuente, el rendimiento tradicional en Cuba en esa unidad de superficie oscila entre 0,6 y 0,8 toneladas, y ahora se trabaja con el objetivo de alcanzar 1,2 unidades de esa unidad de peso.

"Hoy exigimos un empleo adecuado de la tecnología del henequén y la protección de las fincas de posturas", especificó el directivo empresarial.

Paralelamente, la isla quiere desarrollar la producción de derivados, la cual aumenta el valor agregado de esa fibra natural, y para ello impulsa investigaciones de la cera en los jugos del proceso industrial henequenero, con perspectivas de uso en la industria farmacéutica y la de cosméticos, según fuentes de la dirección comercial de la empresa.
Los especialistas indican que el henequén sirve de base para fabricar detergentes, y de la sustancia que posee conocida como inulina puede obtenerse un magnífico edulcorante.

Del procesamiento de esta planta también se extraen tensoactivos y sustancias de amplia utilización en la industria del ron y en otros campos, se informó.

El diario oficial Granma, en tanto, describe la utilidad del fomento de los derivados, y explica que en la actualidad el país emplea esta fibra básicamente para producir sogas, hilos y cordeles de diferentes calibres, incluida la empleada en los puertos para izar contenedores, también en la industria tabacalera, en empresas agroforestales y agrícolas.
Almeida aclaró que se estudia la explotación de otros cultivos fibrosos como el coco y el kenaf, pero aclaró que la prioridad para la isla está en lograr el renacer henequenero en el plazo más breve posible por su importancia en la producción de sogas y cordeles, insuficiente para la demanda del país en la actualidad.

Fuente | mundo.sputniknews.com

Nueva sección de vídeos

 

Boletín N°105 (Sept)

boletin 105